Consideramos normas de convivencia de carácter transversal aquellas que afectan a todas las etapas y a todos los miembros de la Comunidad. Entre ellas destacamos:

Cultura del respeto

El respeto de la diferencia es enriquecedor. Respetar no significa necesariamente compartir, pero es un signo de civismo y convivencia que forma parte de los valores de nuestro centro y de las sociedades democráticas. Vivimos en un mundo globalizado en el que la movilidad ha hecho posible la interculturalidad, y España, como país del sur de Europa, y puente cultural con Iberoamérica, tiene un tejido social de múltiples nacionalidades, razas y religiones. Por ello consideramos indispensable el trabajo transversal del profesorado, desde su acción pedagógica y tutorial, reforzando los siguientes valores:

Diferente Género

Respeto a la diferencia de género, rompiendo la brecha de género existente en nuestro país. Para ello todas las actividades que se programen incluirán elementos que impidan que se puedan dar resultados distintos como consecuencia de la pertenencia a un género u otro. Complementariamente, el lenguaje utilizado procurará, en la medida de lo posible, utilizar términos sin género marcado, respetando en todos casos la estética del lenguaje y el uso de plurales masculinos sin marcación de género, atendiendo con ello a las recomendaciones que, a este respecto, ha formulado la Real Academia Española.

Cualquier actitud discriminatoria detectada en el alumnado será corregida, intentando explicar al alumno implicado la necesidad de no incurrir en este tipo de conductas, y las consecuencias que las mismas pueden traer, en un futuro, en cuanto a su inserción como ciudadano activo en un país como el nuestro.

Diferente raza

La interracialidad es un elemento enriquecedor que debemos saber potenciar. Convivimos con distintas etnias y todas ellas aportan mucho a la comunidad escolar.

El profesorado, en su actividad docente y tutorial, evitará, en todo caso, evidenciar actitudes que puedan interpretarse como de sesgo racista. De la misma forma, está obligado a corregir las que pueda observar en el alumnado del centro.

Diferente origen

Al igual que en el caso anterior, el origen no puede marcar diferencias. Dado que el origen, sobre todo en personas de migración reciente, puede implicar la práctica de costumbres propias, o un conocimiento no suficiente de la Lengua Castellana, el profesorado, el alumnado, y toda la comunidad, intentarán, en la medida de lo posible, facilitar el conocimiento de la cultura española, conocer e integrar la cultura del migrante, y ayudarle en la mejora de su conocimiento del Castellano.

Diferente orientación sexual

Sin perjuicio de la existencia de normativa específica en cuanto a las personas LGTBI, es firme propósito de este centro reconocer la igualdad efectiva de todas las personas, sea cual sea su orientación sexual, y procurar que se sientan en todo momento como iguales. Es por ello que éste será uno de los aspectos en los que habrá que estar especialmente vigilantes en la detección de actitudes inadecuadas y corregirlas de forma inmediata, antes de que tengan consecuencias irreversibles en la persona afectada.

Discapacidad

El Sistema Educativo Español ha sido pionero en la integración de las personas con “capacidades diferentes”, y este centro siempre ha sabido acoger las mal llamadas “personas con discapacidad”, a las que ahora preferimos denominar “personas con capacidades diferentes”. Lógicamente ello implica contribuir de forma decidida desde el ámbito escolar a remover los obstáculos para su integración y, para el caso concreto de la convivencia, a detectar e identificar posibles actitudes discriminatorias, que deberán ser corregidas a la mayor brevedad.

Alta capacidad

Responsabilidad especial del profesorado es la identificación de las altas capacidades, entendiendo que este tipo de alumnado está en un serio riesgo de transformarse en alumnado “disruptivo”, como consecuencia de no encontrar en las actividades ordinarias de clase una respuesta suficiente a sus inquietudes. Saber buscar y proponer a estos alumnos aquellas actividades que satisfagan su especial inquietud por el aprendizaje es la fórmula propuesta para conseguir que este tipo de alumnado se integre plenamente en el funcionamiento del centro, evitando problemas de comportamiento no siempre bien clasificados, y atribuido en no pocas ocasiones a desinterés, más que a  insatisfacción.

Otros elementos diferenciales

Cualquier otro signo que pudiera detectarse, no contemplado en los apartados anteriores, y que pusiera en riesgo la normal convivencia en el centro, deberá ser analizado y corregido, de acuerdo a las medidas específicas que se adopten en respuesta a la causa que lo origine.

Es obligación de los alumnos respetar las siguientes Normas de Conducta:

La asistencia a clase.
La puntualidad a todos los actos programados por el Centro.
El mantenimiento de una actitud correcta en clase, no permitiéndose el uso de móviles, otros dispositivos electrónicos o cualquier objeto que pueda distraer al propio alumno o a sus compañeros.
El respeto a la autoridad del Profesor, tanto dentro de la  clase como en el resto del recinto escolar.
El trato correcto hacia los compañeros, no permitiéndose, en ningún caso, el ejercicio de la violencia física o verbal.
La realización de los trabajos que los Profesores manden efectuar fuera de las horas de clase.
El cuidado y respeto de todos los materiales que el Centro pone a disposición de alumnos y profesores.
El cuidado de las instalaciones  y del conjunto del edificio escolar.
Ante un acto de indisciplina del alumno, se aplicará el Reglamento de Régimen Interno.

Acoso escolar: prevención, tratamiento y normas de convivencia

Mención especial merece la prevención y tratamiento del acoso escolar. Se trata de un problema de primera magnitud con consecuencias irreparables para la persona que lo sufre.

La prevención del fracaso escolar a consecuencia del absentismo y el acoso escolar debe traspasar los muros de los centros educativos y contar con el trabajo de las administraciones y el entorno para implicarse activamente en la educación a la que todas las personas tienen derecho. Por principio, y como norma, no se va a tolerar ninguna situación de acoso. No obstante, en este ámbito, la prevención es importante, razón por al cual se proponen una serie de acciones preventivas.

Educación Infantil

Respecto a la asistencia al Centro:

La apertura del Centro para los alumnos/as de todos los niveles se efectuará  5 minutos antes del inicio de las clases (excepto para aquellos alumnos que estén en servicio de guardería). Rogamos puntualidad.
Uniformidad:

El uniforme reglamentario es de uso obligado para todos los alumnos/as de Educación Infantil, Primaria y Secundaria. Dicho uniforme incluye:
Prendas de vestir conjuntadas, para las alumnas, en  falda a cuadros escoceses en tonos azules y rojos, polo blanco modelo del colegio, jersey y cuello de pico rojo modelo del colegio, zapatos negros, calcetería azul marino o rojo,  baby a cuadritos verdes (imprescindible traerlo puesto desde casa) y abrigo azul marino.
Prendas de vestir conjuntadas, para los alumnos, en  pantalón gris, polo blanco modelo del colegio, jersey cuello de pico rojo modelo del colegio, calcetería azul marino, zapatos negros,  baby a cuadritos verdes (imprescindible traerlo puesto desde casa) y abrigo azul marino.
Atuendo deportivo (exclusivamente para los días de Educación Física). Las zapatillas de deporte deben  llevar velcro.
Relación con el profesorado:

Cuando se tenga que tratar cualquier tema o sugerencia con un profesor se hará directamente, y en primer lugar, con él y siempre previa petición de hora, a través de la agenda.

En caso de discordancia o desacuerdo con cualquier profesor, el tema deberá ser reconducido a través del profesor-tutor, Dirección Pedagógica o Dirección.

Educación Primaria

Respecto a la asistencia al Centro

La apertura del Centro para los alumnos de todos los niveles se efectuará de 5 a 10 minutos antes del inicio de las clases (excepto para aquellos alumnos que estén en servicio de guardería). Rogamos puntualidad.
Uniformidad

El uniforme reglamentario es de uso obligado para los alumnos de Educación Infantil, Primaria y Secundaria. Dicho uniforme incluye:
Prendas de vestir conjuntadas, para las alumnas, en falda a cuadros escoceses en tonos azules y rojos, polo blanco modelo del colegio, jersey cuello de pico rojo modelo del colegio, zapatos negros, calcetería azul marino o roja. Abrigo azul marino.
Prendas de vestir conjuntadas, para los alumnos, en pantalón gris, polo blanco modelo del colegio, jersey cuello de pico rojo modelo del colegio, zapatos negros, calcetería azul marino. Abrigo azul marino.
Atuendo deportivo (exclusivamente para los días de Educación Física). Os recordamos que tenéis a vuestra disposición la sudadera azul marino del centro en el Corte Inglés.
Se recuerda que no está permitido traer piercing y cabellos con cortes o colores llamativos, en ninguno de los niveles académicos.

Comportamiento

Para favorecer el aprendizaje d elos alumnos y su desarrollo integral como personas nos proponemos los siguientes objetivos básicos de convivencia dentro del aula.

Salidas del Centro

Cuando un alumno tenga que ausentarse del Centro dentro del horario lectivo, el padre, madre o tutor legal informará debidamente al profesor.
En el caso de que algún alumno tenga permitida la vuelta a casa diariamente, o en un momento puntual, sin que ningún adulto le recoja, informará debidamente a su tutor.
Relación con el profesor

Cuando se tenga que tratar cualquier tema o sugerencia con un profesor se hará directamente, y en primer lugar, con él y siempre previa petición de hora.
En caso de discordancia o desacuerdo con cualquier profesor, el tema deberá ser reconducido a través del profesor/tutor, Dirección Pedagógica y Dirección Titular.
Se ruega encarecidamente no abordar al profesorado a la entrada y salida de clase. Esto será beneficioso para todos.
Otros aspectos

Tabaco: la prohibición de fumar en todo el recinto escolar es absoluta, de acuerdo con la normativa legal vigente, incluido el tiempo de recreo.
El teléfono móvil debe permanecer apagado (no en modo silencio) en todo el recinto del Centro, incluyendo patios. Si un móvil emite cualquier sonido le será retirado al alumno y depositado en Dirección Pedagógica donde podrá ser recogido por sus padres.
Para evitar problemas, y como norma general, se ruega no traer alimentos (tales como tartas, bollos, pasteles…) en celebraciones o cumpleaños, salvo en aquellos eventos o actos que el Centro lo requiera.

Educación Secundaria Obligatoria

1.- Respecto a las evaluaciones y recuperaciones:

Evaluaciones: A lo largo del curso se realizarán cuatro evaluaciones cuyo peso específico es el siguiente: primera evaluación 30%, segunda evaluación 30%, tercera evaluación 30% y la  evaluación global 10%, a excepción del departamento de idiomas cuyos porcentajes son: primera evaluación 20%, segunda evaluación 30%, tercera evaluación 40% y la evaluación final un 10%.

Al principio de curso se realizará una evaluación inicial para conocer el punto de partida del alumno.

Recuperaciones:

Se realizarán ejercicios de recuperación de las materias suspensas en la primera y segunda evaluación (excepto idiomas). Aquellos alumnos que tengan pendiente de superar la materia correspondiente a la tercera evaluación, deberán hacerlo en la prueba final de junio, junto con las evaluaciones primera y segunda si las tuviera pendientes. Si supera dichas pruebas la nota final será la media de las tres evaluaciones.
Si un alumno no ha superado la materia, deberá presentarse a la prueba extraordinaria con la parte de la materia que le quede pendiente (una, dos o tres evaluaciones). Dicha prueba tendrá lugar la tercera semana de junio.
Cualquier alumno que sea sorprendido copiando durante un examen perderá la opción de aprobar esa evaluación y deberá examinarse de la evaluación correspondiente durante la prueba ordinaria de junio o a su defecto en la prueba extraordinaria.
Los resultados de las evaluaciones y recuperaciones se comunicarán por plataforma.

2.- Respecto a la asistencia al Centro:

El alumno contará con un margen de cinco minutos al inicio de la primera clase.
Aquellos alumnos que lleguen con retraso pasarán al espacio habilitado al efecto, al cargo de la persona responsable, hasta el inicio de la siguiente hora lectiva, considerándose como ausencia en esa asignatura. Los padres deben de justificar los retrasos y ausencias del alumnado por la plataforma.
Cuando se produzcan reiteradas ausencias  se tendrán en cuenta las normas que aparecen en el apartado siguiente:
Más de un 15% de faltas en una asignatura por evaluación, implicará la aplicación de instrumentos de evaluación complementarios.
Si en una evaluación el alumno supera el 30% de faltas,  implicará la aplicación de instrumentos de evaluación extraordinarios.
3.- Respecto a la asistencia durante la semana de evaluación:

En los días en que haya convocados exámenes los alumnos deben acudir a todas las clases.
Si un alumno falta al primer control de la evaluación tendrá que presentarse con toda la materia el día de la evaluación.
Si un  alumno no se ha presentado el día de la evaluación podrá realizar dicha prueba en recuperación.
4.- Respecto a la uniformidad:

El uniforme reglamentario es de uso obligado para todos los alumnos de Educación Secundaria.
Atuendo deportivo (exclusivamente para los días de Educación Física).
En relación al aspecto físico está  prohibido llevar pearcing, maquillarse (rostro y uñas) de forma llamativa o llevar peinados o cortes de pelo estrafalarios.
Las faltas de uniformidad están tipificadas en nuestro Reglamento de Régimen Interno (R.R.I.).
5.- Respecto a las salidas del Centro:

Aquellos alumnos que deban salir del Centro en el horario escolar, y cuenten para ello con la preceptiva autorización de sus padres o tutores, deberán notificarlo a la Dirección Pedagógica a primera hora de la mañana.
Cuando un alumno se sienta indispuesto durante la jornada lectiva solo podrá abandonar el Centro cuando el padre o persona responsable acuda a recogerlo, o autorice la salida una vez notificada la situación.
En caso de salidas a actividades complementarias se seguirán los criterios marcados  para la actividad.
6.- Respecto a la relación con el profesorado:

Cuando se tenga que tratar cualquier tema o sugerencia con un profesor se hará directamente, y en primer lugar, con él y siempre previa petición de hora.
En caso de discordancia o desacuerdo con cualquier profesor, el tema deberá ser reconducido a través del profesor-tutor, Coordinador,  Director Pedagógico y por último Dirección.
Se ruega encarecidamente no abordar al profesorado a la entrada y salida del Centro. Esto será beneficioso para todos.
7.- Otros aspectos:

La legislación vigente prohíbe el consumo de tabaco en los centros educativos. Nuestra actitud educativa es procurar que desde la prevención y la responsabilidad individual lleguen a hábitos de salud y al cumplimiento de la normativa vigente.
No se puede utilizar ni tener el móvil encendido en el centro. Si un móvil emite cualquier sonido será retirado al alumno y depositado en Dirección Pedagógica, donde podrá ser recogido por sus padres. El centro está bien comunicado telefónicamente durante el horario lectivo, haciendo innecesario que los alumnos acudan al mismo con algún teléfono móvil o similar.
El cumplimiento de este tipo de normas es requisito mínimo y necesario para desarrollar las actividades de enseñanza-aprendizaje en un clima de convivencia adecuado.

Bachillerato

1.- Respecto a las evaluaciones y recuperaciones:

Evaluaciones: A lo largo del curso se realizarán cuatro evaluaciones cuyo peso específico es el siguiente: primera evaluación 30%, segunda evaluación 30%, tercera evaluación 30% y la  evaluación final 10%, a excepción del departamento de idiomas cuyos porcentajes son: primera evaluación 20%, segunda evaluación 30%, tercera evaluación 40% y la evaluación final un 10%.

Recuperaciones:

Se realizarán ejercicios de recuperación de las materias suspensas en la primera y segunda evaluación (excepto en idiomas). Aquellos alumnos que tengan pendiente de superar la materia correspondiente a la tercera evaluación, deberán hacerlo en la prueba final de junio, junto con las evaluaciones primera y segunda si las tuviera pendientes. Si supera dichas pruebas la nota final será la media de las tres evaluaciones.
Si un alumno no ha superado la materia, deberá presentarse a la prueba extraordinaria con la parte de la materia que le quede pendiente (una, dos o tres evaluaciones). Dicha prueba tendrá lugar la tercera semana de junio.
Cualquier alumno que sea sorprendido copiando durante un examen perderá la opción de aprobar esa evaluación y deberá examinarse de la evaluación correspondiente durante la prueba ordinaria de junio o a su defecto en la prueba extraordinaria.
2.- Respecto a la asistencia al Centro:

El alumno contará con un margen de cinco minutos al inicio de la primera clase.
Aquellos alumnos que lleguen con retraso pasarán al espacio habilitado al efecto, al cargo de la persona responsable, hasta el inicio de la siguiente hora lectiva, considerándose como ausencia en esa asignatura. Los padres deben de justificar los retrasos y ausencias del alumnado.
Cuando se produzcan reiteradas ausencias  se tendrán en cuenta las normas que aparecen en el apartado siguiente:
Más de un 15% de faltas en una asignatura por evaluación, implicará la aplicación de instrumentos de evaluación complementarios.
Si en una evaluación el alumno supera el 30% de faltas,  implicará la aplicación de instrumentos de evaluación extraordinarios.
3.- Respecto a la asistencia durante la semana de evaluación:

En los días en que haya convocados exámenes los alumnos deben acudir a todas las clases.
En la semana de evaluación los alumnos sólo acudirán a los exámenes.
Si un alumno falta al primer control de la evaluación tendrá que presentarse con toda la materia el día de la evaluación.
Si un  alumno no se ha presentado el día de la evaluación podrá realizar dicha prueba en recuperación.
4.- Respecto a la uniformidad:

Los alumnos de Bachillerato deberán llevar vestuario, calzado y complementos discretos y correctos teniendo siempre  presente el Centro al que asisten y su Ideario.
En relación al aspecto físico está  prohibido llevar pearcing, maquillarse (rostro y uñas) de forma llamativa o llevar peinados o cortes de pelo estrafalarios.
Las faltas de uniformidad están tipificadas en nuestro Reglamento de Régimen Interno (R.R.I.).
5.- Respecto a las salidas del Centro:

Aquellos alumnos que deban salir del Centro en el horario escolar, y cuenten para ello con la preceptiva autorización de sus padres o tutores, deberán notificarlo a la Dirección Pedagógica a primera hora de la mañana.
Cuando un alumno se sienta indispuesto durante la jornada lectiva solo podrá abandonar el Centro cuando el padre o persona responsable acuda a recogerlo, o autorice la salida una vez notificada la situación.
En caso de salidas a actividades complementarias se seguirán los criterios marcados  para la actividad.
6.- Respecto a la relación con el profesorado:

Cuando se tenga que tratar cualquier tema o sugerencia con un profesor se hará directamente, y en primer lugar, con él y siempre previa petición de hora.
En caso de discordancia o desacuerdo con cualquier profesor, el tema deberá ser reconducido a través del profesor-tutor, Coordinador,  Director Pedagógico y por último Dirección.
Se ruega encarecidamente no abordar al profesorado a la entrada y salida del Centro. Esto será beneficioso para todos.
7.- Otros aspectos:

La legislación vigente prohíbe el consumo de tabaco en los centros educativos. Nuestra actitud educativa es procurar que desde la prevención y la responsabilidad individual lleguen a hábitos de salud y al cumplimiento de la normativa vigente.
No se puede utilizar ni tener el móvil encendido en el centro. Si un móvil emite cualquier sonido será retirado al alumno y depositado en Dirección Pedagógica, donde podrá ser recogido por sus padres. El centro está bien comunicado telefónicamente durante el horario lectivo, haciendo innecesario que los alumnos acudan al mismo con algún teléfono móvil o similar.

El cumplimiento de este tipo de normas es requisito mínimo y necesario para desarrollar las actividades de enseñanza-aprendizaje en un clima de convivencia adecuado.

1. Detección precoz de cualquier síntoma de violencia de baja intensidad, que es el primer síntoma del acoso escolar, convirtiendo la prevención en un elemento esencial y dotando a los centros de una estructura estandarizada para la prevención del mismo.

2. Crear en el centro una cultura y un clima de bienestar y seguridad emocional que permita construir una comunidad de aprendizaje en red positiva y proactiva. Dotando al alumnado de estrategias positivas y competencias socio-emocionales para resolver los conflictos interpersonales.

3. Comprender los códigos de conducta en sociedad introduciendo la ética de las relaciones y de la vida en comunidad en entornos complejos. Pasando de un modelo top-down a un modelo más horizontal, integrador y participativo en la resolución de problemas.

4. Formación a las familias para que comprenden la gravedad del acoso escolar y sepan identificar de forma precoz aquellos signos que pueden evidenciar el sufrimiento de acoso en sus hijos, o la propensión al acoso en la relación con sus compañeros.